20 abril 2013

El placer del "Nada"



Un espacio de mi vida abandonado. Un ejemplo exacto de lo que podría ser mi vida personal en estos momentos. A penas recuerdo la última vez que me dí el capricho de salir de fiesta con mi amigas, de perder la cabeza y de hacer una locura lejos de horarios.
Ni siquiera recuerdo la voz de mis amigas de colegio, ni el estilo de mi gran amigo madrileño, como tampoco la última borrachera. Hoy, me he tomado la ingratitud de parar el tiempo para disfrutar de la Nada. Hacia la 12 de la mañana he desconectado mi móvil, y mi otro yo se ha diseñado un nuevo estilo para vestir el día oficial  de la Nada.
Salir a correr, ordenar mi refugio, preparar una pequeña sorpresa para tu "esposo" y... disfrutar de la "Nada ". Necesitaba parar mi vida por un día, pensar. Observar lo que tengo, lo que hago, lo que pasa a mi alrededor, sin preocuparte de que a las 15h, después de clase, tienes que entrar a trabajar.
Con mi traje oficial, el "Time" y la revista "Grazia" me he sentado a saborear el paso del tiempo sin hacer nada. Acompañando semejante placer sonaba; Never forget you - Noisettes.







Nada

No hay comentarios:

Publicar un comentario